Los fabricantes convertidos en franquiciantes se enfrentan a una encrucijada al buscar llevar su concepto de negocio al extranjero. La pregunta fundamental es: ¿Qué opción es la más conveniente? a) ¿Enviar los productos terminados desde tu país de origen? b) ¿Abrir una fábrica (propia, licenciada o franquiciada) en el país de destino? Canudas te brinda varios factores importantes a considerar y preguntas claves que te ayudarán a guiarte en la toma de decisiones.

Pero ¿qué tal si consideramos otras alternativas que podrían no haber cruzado tu mente?

  1. c) Enviar la materia prima o productos semielaborados y completar el proceso de producción y empaque en el país de destino.
  2. d) Adquirir materia prima o productos terminados a proveedores locales o importarlos desde terceros países, con tu aprobación previa como franquiciante.

Para tomar una decisión estratégica sobre exportar franquicias y decidir entre enviar productos desde tu país de origen o establecer una fábrica en el lugar de destino, u otras opciones, hay varios factores importantes a considerar.

Desde Canudas, profesionales en franquicias, te brindan algunas preguntas claves que pueden ayudarte a guiarte en la toma de decisiones:

¿Cuál es el tamaño del mercado objetivo y cuál es su potencial de crecimiento? Es importante evaluar la demanda actual y futura de los productos de la franquicia en el mercado destino.

Por ejemplo, no es lo mismo el mercado de Santa Cruz de la Sierra (Bolivia) que el de San Pablo (Brasil).

¿Existen barreras arancelarias o regulaciones comerciales que puedan afectar la importación de productos desde tu país? Esto puede incluir aranceles, impuestos de importación, requisitos de certificación, entre otros.

Como Argentina, puede haber más países cerrados a la importación de productos extranjeros.

¿Cuál es la estabilidad política y económica del país de destino? Factores como la estabilidad política, la seguridad jurídica y la situación económica pueden influir en la viabilidad a largo plazo de establecer una fábrica en ese lugar.

Tomemos el ejemplo de Paraguay y de Bolivia, ambos son vecinos, pero con distintas situaciones políticas que pueden influir en la decisión a adoptar.

¿Cuál es la presencia de la competencia local en el mercado de destino? Analizar la competencia existente y su posición en el mercado puede proporcionar información valiosa sobre la viabilidad de la expansión.

Partimos de la base que ya analizaste si tu producto es demandado en ese mercado, invierte en investigación de tu competencia, su market share, ¿cómo reaccionará ante tu llegada y crecimiento?

¿Existen incentivos o apoyos gubernamentales disponibles en el país de destino para establecer una fábrica local? Algunos países ofrecen incentivos fiscales u otros tipos de apoyo para atraer inversiones extranjeras.

El régimen de maquila vigente en el Paraguay es un régimen que permite a una empresa extranjera instalarse en el país, o subcontratar a empresas paraguayas ya existentes, para procesar bienes y servicios a ser exportados con el consiguiente valor agregado.

La mayoría de los países cuentan con zonas francas, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Paraguay y Uruguay ofrecen incentivos en materia de impuestos sobre la renta, retenciones fiscales, impuestos de importación e impuestos indirectos.

¿Cuáles son los costos laborales y de producción en el país de destino en comparación con la del país de origen? Es crucial analizar la mano de obra local, los costos de producción y los estándares laborales para determinar la viabilidad económica de establecer una fábrica en el lugar de destino.

 

¿Cuál es la distancia geográfica entre el país de origen y de destino? El costo y tiempo de transporte pueden ser significativos, especialmente si los productos son perecederos o requieren un suministro rápido y constante.

No es lo mismo exportar a Chile (país muy importador) que a México, donde el costo del flete es más caro. Influye no solo la distancia sino también en que medio lo transportas.

¿Qué nivel de control y calidad se desea mantener sobre la producción y el suministro de productos? Establecer una fábrica local puede ofrecer un mayor control sobre la calidad y el proceso de fabricación.

¨La Pinocha chocolates se asoció con un fabricante en España y ya lleva 5 franquicias en ese país y Freddo, es otra empresa que está analizando poner una fábrica propia, hoy investiga en que país hacerlo que abastezca a la subregión¨.

¿En qué momento tomo la decisión? Arranco exportando y si todo va bien y si la demanda sigue siendo creciente y se siguen abriendo puntos de venta, en ese país o en la región, puedo pensar en una fábrica.

Dependiendo de las respuestas a estas preguntas y de las prioridades específicas de la empresa, se puede determinar la mejor estrategia a seguir. ¿Cuál será la tuya?

Fuente: Canudas, Profesionales en Franquicias.